american addiction centers photo

¿Cómo puedo permitirme tratamiento en un centro de rehabilitación de abuso de sustancias?

9 Sections
4 min read
Share
What you will learn:
Why call us?
Jump to Section
  • ¿Cómo puedo permitirme tratamiento en un centro de rehabilitación de abuso de sustancias?
  • ¿Cuál es el coste del tratamiento de adicción?
  • Asistencia de gobiernos estatales y locales
  • ¿Qué son centros de tratamiento públicos?
  • Asistencia del gobierno federal
  • Medicaid y Medicare
  • Administración de Veteranos (VA)
  • Ley de Servicios Sanitarios Asequibles (Affordable Care Act, ACA)
  • Encontrando el apropiado apoyo

¿Cómo puedo permitirme tratamiento en un centro de rehabilitación de abuso de sustancias?

El coste percibido de rehabilitación de adicción puede prevenir que personas busquen la asistencia que necesitan. Existen varias opciones como seguro médico y subvenciones para gente en rehabilitación. Algunas más opciones son:

  • Programas de tratamiento financiados por el estado o gobiernos locales
  • Subvenciones otorgadas por la Administración de Abuso de Sustancias y Salud Mental (SAMHSA, Substance Abuse and Mental Health Services Administration)
  • Medicare y Medicaid
  • Departamento de Asuntos de Veteranos de los Estados Unidos
  • Ley de Servicios Sanitarios Asequibles (Affordable Care Act)

English Version

El coste de tratamiento puedo desaminar a gente luchando con adicción a alcohol o drogas, así como sus amigos y familia, en la búsqueda de asistencias.

Muchos programas de tratamiento—en particular programas hospitalarios, se encuentran fuera del alcance de los recursos financieros de una gran cantidad de personas. Como resulto, puede ser que muchas personas ya preparadas para conseguir asistencia pospongan su tratamiento, o bien que no inicien ningún programa. En American Addiction Centers, coordinamos con muchos proveedores de seguro médico para subsidiar mucho del coste de tratamiento.

Para asegurar que programas de tratamiento sean obtenibles al momento de necesidad, hay opciones públicas de apoyo financiero para iniciar el proceso de tratamiento. Tales opciones incluyen subvenciones y centros de rehabilitación públicos.

¿Cuál es el coste del tratamiento de adicción?

El coste de programas de adicción puede variar ampliamente, basado en factores que incluyen:

  • Si la persona recibe tratamiento ambulatorio o hospitalario
  • La duración del programa
  • Si el proveedor es una clínica pública, un programa de hospital o un centro de tratamiento privado
  • Si hay una doble diagnosis (trastorno de salud mental concurrente) u otra condición incorporada en el tratamiento
  • El nivel de lujo en el entorno del centro de rehabilitación (por ejemplo, servicios e instalaciones como spas, equitación, habitaciones privadas)
  • La ubicación de la instalación (lugares atractivos como playas aumentarán el coste)

Los costes varían entre algunos cientos de dólares para intervención mínima hasta más del coste de un carro para una estancia en un centro de rehabilitación de lujo.

Desafortunadamente, para algunos, la severidad de la adicción y otros problemas vinculados puede exigir niveles de tratamiento más intensivos.

Para algunas personas, hasta algunos cientos de dólares les pueden resultar inalcanzable; en estos casos, hay fondos públicos que pueden cubrir el coste.

Las ventajas de financiar tratamientos de abuso de sustancias

Investigaciones han mostrado que cada dólar invertido en un centro de abuso de sustancias ahorra $4 en costes sanitarios y $7 en costes de orden público y justicia penal. Tratamiento de abuso a sustancias cuesta en promedio $1,583 por persona y está vinculado con una compensación de $11,487—una relación entre beneficios y costes a 7:1.

Además, una investigación en California concluyó que un tratamiento de abuso de sustancia que dura más de 60 días puede ahorrar más de $8,200 en costes sanitarios y de productividad. También une investigación en Washington concluyó que, en ofrecer programas integrales de tratamiento, se realizó un ahorra de $398 por paciente en gastos Medicaid.

Tales cifras destacan la atracción de invertir en programas de rehabilitación. El tratamiento ahorra recursos y fondos públicos y resulta en una recuperación más eficaz. Por esta razón, se han estipulado varias formas de asistencia pública para la prevención, tratamiento y rehabilitación de adicciones a drogas y alcohol.

¿Su seguro médico cubre algunos o todos los costos del tratamiento?

 

Asistencia de gobiernos estatales y locales

Segun investigaciones del Pew Charitable Trusts, en los Estados Unidos, la mayoría de los gastos en tratamiento de adicción a drogas y alcohol—casi un tercio del total coste en los EE. UU.—viene de gobiernos estatales y municipales.

Una porción de esta asistencia pública viene de la agencia pública de abuso de sustancias; en varios estados, esta agencia forma parte de una oficina municipal de servicios sanitarios o salud de comportamiento. Estas agencias desarrollan e implementan los programas de adicción y tratamiento, y también dirigen los fondos alocados al abuso de sustancia que vienen del estado, el gobierno federal y otras fuentes.

Sin embargo, estas agencias no explican la mayoría de los gastos incurridos por estados y municipios para programas de abuso de sustancia.

El Servicio de Protección de Niños, sistemas penales, tribunales de narcóticos y otras agencias menores son los principales recipientes de fondos locales dedicados para programas de tratamiento de drogas y alcohol.

¿Qué son centros de tratamiento públicos?

Gracias a financiación del gobierno estatal y federal, los estados pueden establecer e impartir tratamiento a través de sus propios centros de rehabilitación. Instalaciones públicas ofrecen tratamiento ambulatorio y hospitalario, así como servicios de seguimiento o de referencia.

Puede ser que estos programas no ofrezcan muchas comodidades o los métodos de tratamiento más avanzados. Y aunque algos ofrecen servicios hospitalarios, la gran cantidad de los servicios son ambulatorios y de detoxicación. En 2012, 61% de admisions en centros públicos de tratamiento fueron para servicios ambulatorios, 22% fueron para detoxicación y 17% fueron para atención residencial o hospitalaria.

Además, los centros públicos suelen exigir requisitos para la admisión de una persona a un programa. Los requisitos se varían entre los estados y pueden incluir:

  • Comprobación de domicilio en el estado particular
  • Comprobación de nacionalidad estadounidense o residencia legal en el país
  • Información sobre la intensidad e historial de adicción

En 2016, casi 1.7 milliones de personas mayores de 12 años fueron admitidas a centros públicas de adicción.

Una dificultad con estos centros de tratamiento es que puede existir una larga lista de espera para admisión. En muchos casos, se da preferencia a ciertos grupos como mujeres embarazadas o veteranos. No obstante, la lista de espera no debe impedir a los que buscan asistencia. Aunque estos centros no son tan glamorosos como los centros de lujo representados en la televisión, prestan asistencia y apoyo cada día a los que desean llegar a ser sobrios. Más vale conseguir alguna forma de asistencia que ninguna asistencia. Según SAMHSA, en 2016, casi 1.7 millones de casi de personas mayores de 12 años fueron admitidas a centros públicas de adicción. Los tratamientos de adicción principales incluyeron opiáceos (579,528), alcohol (552,990), y marihuana (228,391).

Asistencia del gobierno federal

Hay apoyo federal para centros de tratamiento de drogas mediante varios recursos. La agencia federal que gestiona mucho del apoyo es la Administración de Abuso de Sustancias y Salud Mental (SAMHSA, Substance Abuse and Mental Health Services Administration). La SAMHSA ofrece información, servicios y subvenciones con el motivo de ayudar a centros de rehabilitación y programas de abuso de sustancia en prestar servicios críticos a aquellos que los necesitan sin otra manera de conseguirlos.

Otra asistencia pública del gobierno federal incluye programas como Medicare y Medicaid, beneficios del Departamento de Asuntos de Veteranos de los Estados Unidos (VA), y estipulaciones bajo la Ley de Servicios Sanitarios Asequibles (Affordable Care Act). En muchas de estos programas, hay criterios de elegibilidad basado en ingresos, edad, discapacidad u otros indicadores sociales.

Subvenciones de SAMHSA ¿Qué son subvenciones de SAMHSA?

Las subvenciones de la Administración de Abuso de Sustancias y Salud Mental (SAMHSA, Substance Abuse and Mental Health Services Administration) son una fuente federal de fondos no competitivos para programas públicos de rehabilitación. Conocidos como subvenciones de bloque y descritos en detalle en la página web de SAMHSA, estos subsidios son estipulados del Congreso nacional con la intención de financiar servicios de abuso de sustancia y saludo mental. En específico, el programa proporciona fondos y asistencia técnica a los estados.

Algunas subvenciones de la SAMHSA facilitan a segmentos particulares de la población, como la Subvención para Tratamiento Residencial para Mujeres Embarazadas o en Postparto. Otros segmentos dirigidos incluyen consumidores de drogas intravenosas, gente con tuberculosis y gente susceptible a VIH/SIDA. También se pueden usar los fondos para financiar tratamiento y servicios de apoyo para los que no tienen seguro médico.

Medicaid y Medicare

Los programas de seguro Medicare Parte A (hospitalario) y Parte B (médico), así como los planes de medicamentos (Parte D), pueden incluir cobertura para tratamiento y rehabilitación de abuso de drogas y alcohol. Estos programas cubren servicios hospitalarios, ambulatorios y los medicamentos utilizados en el tratamiento de trastornos de abuso de sustancias, con la excepción de metadona. También cubren parcialmente hospitalización, lo cual no precisar una admisión a un hospital, pero incluye algunos servicios hospitalarios como terapia de grupo e individual, terapia de familia y medicamentos. Estas opciones quedan disponibles a cualquier individual cubierto por Medicare, igual si sea por edad (mayor de 65 años) o por discapacidad. Por la otra mano, cobertura Medicaid para trastornos de abuso de sustancia, depende en el estado particular. Muchos estados han ampliado Medicaid a través del ACA y, por consecuencia, más familias que nunca tienen acceso a Medicaid. Medicaid asiste a individuos y familias de bajos recursos financieros; los grupos elegibles varían entre cada estado y suelen incluir:

  • Mayores de edad
  • Mujeres embarazadas o familias con niños jóvenes
  • Dentro de un nivel de ingreso
  • Discapacitados

A causa de la ampliación del ACA, la cobertura Medicaid debe incluir tratamiento de abuso de sustancias y servicios de recuperación. Un paciente elegible y abonado en Medicaid en los estados que han implementado la ampliación ACA Medicaid pueden recibir estos servicios como parte de su cobertura.

Verificaca con tu estado o a través del sitio web Medicaid para comprobar si eres elegible para Medicaid.

Administración de Veteranos (VA)

El Departamento de Asuntos de Veteranos de los Estados Unidos (U.S. Department of Veterans Affairs) cubre tratamiento de abuso de sustancia para veteranos elegibles mediente la VA. Según el sitio web de la VA, los servicios incluyen:

  • Pruebas de consumo de tabaco o alcohol
  • Asesoramiento ambulatorio de corta duración para desarrollar la motivación al cambiar
  • Tratamiento intensivo ambulatorio
  • Atención residencial
  • Detoxicación supervisado y apoyo de seguimiento
  • Servicios de asesoramiento para parejas
  • Prevención de recaída
  • Grupos de autoapoyo
  • Medicamentos para controlar síntomas de abstinencia y reducir ansias, como metadona o buprenorfina para adicción a opiáceos.

Se determina el alcance de servicios según las necesidades y los deseos del veterano. Para recibir más información, contacta con tu proveedor local de servicios sanitarios del VA o llama al teléfono de información del VA, 1-800-827-1000.

Ley de Servicios Sanitarios Asequibles (Affordable Care Act, ACA)

El ACA estipula 10 esenciales beneficios sanitarios, entre lo cual trastornos de abuso de sustancias se encuentran. Por eso, las pólizas conseguidas a través del Programa ACA—tal mediante el mercado estatal de seguros médicos, así como mediante Medicaid—tienen que incluir cobertura para tratamiento de abuso de sustancias.

Los servicios cubiertos bajo pólizas incluyen psicoterapia y asesoramiento, servicios hospitalarios de saludo mental y de comportamiento y tratamiento de abuso de sustancias.

No se permite negar cobertura debido a un preexistente trastorno mental o de abuso de sustancias.

Los que tienen pólizas mediante el ACA deben contactar con su proveedor para solicitar más información.

Personas individuales de bajos ingresos o sin ingresos pueden calificarse elegibles para una subvención pública para financiar la rehabilitación. Los subsidios ofrecidos por el ACA incluyen el crédito fiscal de primas de seguro y el subsidio de costes compartidos.

Encontrando el apropiado apoyo

El coste no tiene que ser impedimento en tratar la adicción a drogas o alcohol. Como ya demostrado, existen una cantidad de opciones para asistencia pública para financiar el tratamiento y recuperación de abuso de sustancias. Hay centros de tratamiento y programas públicos y disponibles para ayudar a los que luchan con la adicción, así como sus familiares, en encontrar la asistencia que necesitan para llegar a la recuperación. Todo lo que se necesita es un conocimiento de las opciones y la voluntad de seguirlas. Si una persona ya está lista para un tratamiento, están disponibles estas opciones, sin respeto a su capacidad financiera.

Don’t wait. Call us now.
Our admissions navigators are available to help 24/7 to discuss treatment.
Why call us?